huertas-mapfre

En la web de Tres Mares – tu correduría de seguros en Cantabria - ya hemos hablado de la polémica vinculación banco-seguro de vida y en los últimos días ha sido el primer ejecutivo de Mapfre quien ha vuelto a sacar este tema que tanto inquieta a las compañías aseguradoras a la palestra, aunque desde otra perspectiva.

El vínculo hipoteca-seguro de vida existente en los bancos ya ha sido intervenido por el Banco de España, pero aún quedan distintas prácticas bancarias en relación con el producto de los seguros que inquietan a los profesionales aseguradores.

Ha sido Antonio Huertas, primer ejecutivo de Mapfre, quien criticó públicamente la utilización que los bancos hacen de información privada de sus clientes para, gracias a ella, ofertarles atractivas pólizas de seguros personalizadas y procedentes de sus propias aseguradoras. ¿Cómo lo hacen? Muy sencillo y muy ¿poco ortodoxo? Los empleados de la oficina del banco observan la domiciliación de una póliza de seguro en la cuenta de un cliente y, después de comprobar las características de dicha póliza y su importe, elaboran y exponen al cliente su contraoferta, que consiste en un producto muy similar procedente de su misma compañía y a un precio, evidentemente, inferior.

Martes, 30 July 2013 09:33

Más vale prevenir que lamentar

prevenir

¿Qué es “vida riesgo”? ¿Y... “vida ahorro”?

El seguro de vida Riesgo es un contrato de previsión contra un riesgo determinado: la muerte del asegurado.

El seguro de vida Ahorro es un producto para obtener rentabilidad, aprovechándote de importantes ventajas fiscales.

Vida Riesgo

Pagas una sola cuota o varias cuando suscribes este seguro. En caso de muerte, la compañía aseguradora abona el capital pactado a los beneficiarios.

El coste de la póliza varía atendiendo a los siguientes criterios:

• La edad del asegurado y la profesión o los agravantes que puedan existir, como deportes de riesgo, etc. Se evalúan las tablas de mortalidad según la esperanza media.

• El estado de salud al suscribir la póliza.

• El importe que percibirán los beneficiarios, que puede abonarse de una vez o en varias rentas.

¿Cuándo te lo recomendamos?

Debes contratarlo cuando aún eres joven y tienes necesidades y compromisos financieros (hipotecas, créditos, hijos a tu cargo…). Te recomendamos reducir el capital asegurado, y por tanto la cuota, según decrecen tus responsabilidades (ya has pagado la hipoteca, no debes nada al banco o tus hijos son independientes…).

Vida Ahorro

Son seguros de jubilación o planes de ahorro asegurado. En estos contratos aseguras un capital con una rentabilidad determinada a un plazo fijado. Con tus ahorros puedes financiar algo en concreto: la educación de tu hijo, la boda de una hija o tu jubilación.

Su rentabilidad está garantizada y se va acumulando a las primas satisfechas. Según el plazo del contrato te beneficias de distintos tramos fiscales.

Tus aportaciones económicas pueden ser:

Periódicas.

A prima única. Con la aportación inicial de todo el capital.

¿Cuándo te lo recomendamos?

Cuando vas cumpliendo años y piensas en tus ingresos futuros. Si te acercas a la jubilación, incrementa las cuotas porque tus ahorros te vendrán muy bien cuando dejes de trabajar.

¡Consúltanos! Comprobarás que existen opciones solventes y seguras.

Martes, 09 April 2013 10:30

¡Cuidado!

Cuidado con lo que te cae desde arriba.

Hoy es 15 de febrero. Son las 9:10 de la mañana en Chelyabinsk, una ciudad de un millón de habitantes a 150 kilómetros de Moscú. Alexey Koslov es un empleado de la fábrica de zinc y está a punto de salir de casa, pero antes le da un beso a su hija Irina de 3 años y se asegura que está bien tapada porque en la calle hay 18 grados bajo cero.

Está oscuro y, mientras camina para esperar el autobús, una luz inmensa surca el cielo y convierte la noche en día. De repente la luz pasa a segundo plano y se oye una explosión, ruido de golpes y cristales rotos, acompañados por las alarmas de los coches estacionados.

Nadie sabe qué sucede, pero Alexey corre hacia su casa. Por el camino encuentra a personas con cortes en la frente y en las manos mientras rugen las sirenas de los coches de bomberos y ambulancias. Cuando llega, observa que todos los cristales del edificio están rotos y que la “bomba” ha explotado cerca.

Entra en casa y la pequeña Irina llora asustada abrazando a su madre Anastasia. Alexey intenta encender el televisor, pero está destrozado. Hace frío, la calefacción está estropeada, los cristales han desaparecido...

Página 5 de 5