Miércoles, 26 July 2017 17:45

Precauciones para evitar que los niños corran riesgos en la piscina

Valora este artículo
(1 Voto)

precauciones-niños-piscinaLos más pequeños disfrutan en las piscinas como nadie, pero estas instalaciones entrañan grandes riesgos que podemos evitar siguiendo los consejos de esta Noticia de Seguros de Vida.

En otra de nuestras Noticias de Seguros de Vida ya te hablamos de cuáles son las condiciones que debe cumplir una piscina para que sea considerada segura. En esta ocasión, queremos hablarte de cómo proteger a los más pequeños una vez ya hayáis acudido a esa piscina, a priori, segura.

 

Aunque en las piscinas municipales siempre hay un socorrista, hay piscinas de centros educativos o de urbanizaciones que no cuentan con esta vigilancia, debido a los metros cúbicos con los que cuenta la piscina. Exista o no socorrista, un niño o niña siempre debe bañarse bajo la supervisión de un adulto e incluso y si es posible, en su compañía. Al principio es necesario que alguien se bañe con ellos para sujetarlos y que no se hundan y, al menos hasta los 14 años, no se debe dejar que un niño se bañe sin supervisión.

Exista o no socorrista, un niño o niña siempre debe bañarse bajo la supervisión de un adulto e incluso y si es posible, en su compañía

Además, es importante que los niños aprendan a nadar cuanto antes, por lo que es aconsejable enseñarles a nadar cuando sean muy pequeños y, mejor aún, apuntarles a un cursillo de natación cada verano, para que vayan mejorando su técnica. De ese modo, si corrieran algún riesgo en un momento dado, tendrían recursos para salir del agua.

 

Por otro lado, no olvides asegurarte de que siempre lleven puestos sus manguitos, flotador, burbuja, churro… o el dispositivo de flotación que consideres más adecuado para él o ella. Dependiendo de su peso o altura, el objeto más adecuado será uno u otro, por lo que no dudes en consultar con un profesional en una tienda de deportes.

Dependiendo de su peso o altura, el objeto de flotación más adecuado será uno u otro

Imprescindible: establece normas de comportamiento en la piscina. Algunas muy aconsejables son:

  • No pisar bordillos, escaleras y toboganes húmedos. Pueden resultar muy peligrosos. En cuanto a los bordillos, es esencial que los niños sepan que no deben correr a su alrededor, ya que pueden resbalar y caer al agua.
  • Alejarse de desagües y dispositivos de drenaje.
  • Respetar la digestión y no entrar en el agua justo después de comer. En cualquier caso y sea la hora que sea, el primer acceso a la piscina se debe hacer mojándose de forma paulatina para adaptar el cuerpo a la temperatura del agua.
  • No colarse en piscinas cerradas o sin vigilancia.
  • No bañarse ni jugar en la zona de la piscina donde no se hace pie.
  • Recoger los juguetes del agua cuando se vaya a dejar de jugar con ellos, para evitar que otros niños puedan lanzarse en su busca.
  • No jugar a ahogar a otros niños, ni empujarles a la piscina. Y, por supuesto, si se ve que un niño se ha caído a la piscina, se ha hecho daño o se comporta de un modo inusual, avisar a un mayor.

 

Por si quieres un recurso para contar a los niños todas estas normas, te dejamos un vídeocuento en el que vienen recogidas:

 

 

Y, aunque lo que más desearás es que usen su sentido común y actúen con cautela, siempre tendrás que tener en cuenta que son niños y que no conciben el peligro como lo hacemos los adultos. Por ello, no des por hecho que seguirá tus consejos y bajes la guardia. Vigila a tus niños en la piscina o, si no puedes hacerlo tú, asegúrate de que siempre estén vigilados por un adulto responsable y de confianza.

 

Si quieres más información sobre Seguros de Vida, no dudes en visitar: http://www.tresmares.com/seguros-de-vida.html

¡Síguenos! Tres Mares Correduría de Seguros en Cantabria está en tus redes sociales favoritas: Tres Mares en FacebookTres Mares en TwitterTres Mares en Google+.

Y si quieres estar al día de todas nuestras novedades, consejos y guías, ¡suscríbete a nuestra Newsletter!

Visto 915 veces